Huanakauri

Los problemas de Helena

In Minicuentos on 26 de abril de 2009 at 22:14

Yo no soy una guampuda, gritó Helena y el teléfono voló de la mesa a la ventana. Lo vio pasar al ras de su nariz y Gabriel agradeció que el aparato no terminara el recorrido en sus ojos. Pero fue a dar a la ventana, partió el vidrio, y se enteró todo el barrio. No era la primera vez que Helena se ponía furiosa, pero sí era la primera que los vecinos eran testigos. Rayos, Helena, nos mudamos para volver a empezar, y tú siempre con problemas, y ahora partes un vidrio, porque se te ocurrió, -en esa mente tuya tan belicosa-, que hago el amor con todas menos contigo. Ya quisiera acostarme con tu hermana. El chiste no fue bien recibido por Helena, y en su desconsuelo, tomó un par de whiskys y dijo un error lo tiene cualquiera.

Anuncios
  1. resignación?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: