Huanakauri

La locura cuando es celeste

In Minicuentos on 4 de julio de 2010 at 02:09

Todo empezó con la mano de Suárez, que se parece a un ángel desesperado muy cerca del infierno, manoteando las redes para escaparse, a un minuto del abismo. Luego siguió en la plaza, horas y horas de tambores, vino tras vino y luego de la euforia, caminar sobre los bordes de la locura con un vaso vacío. Entonces empezaron a discutir sobre Abreu y su tiro picado, qué no la pique El loco, que no la pique, y El Loco la picó, así no más, en el último penalti, dejando en ascuas a millones de personas atrás de la pantalla. Sudamos el corazón de tanto grito. Entonces se hizo historia, como la historia que fue real, siglos atrás, en la memoria de los abuelos, cuando en el 50 los brasileños abandonaron por siempre la camiseta blanca y se quedaron amarrillos.

Anuncios
  1. ME ENCANTO!!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: